El término Black Hat SEO se refiere a un conjunto de estrategias y técnicas consideradas agresivas cuyo objetivo es mejorar el posicionamiento de una página web lo antes posible aún a riesgo de contravenir las políticas de los buscadores. Consiste en aplicar reglas automatizadas, creación de forma masiva enlaces artificiales y de baja calidad en foros, comentarios en blogs, y directorios de baja calidad.

Black Hat SEO

Origen de la palabra

Black hat significa sombrero negro en inglés y SEO son las iniciales de search engine optimization, “optimización de motores de búsqueda”.

Concretamente, el término black hat tiene su origen en las películas de vaqueros, donde normalmente, a “los malos” se les representa con sombrero negro, mientras que a “los buenos” se les representa con sombreros blancos. Por tanto, de esta definición deducimos lo que sería la práctica contraria White Hat SEO.

Definición y características

Se trata del conjunto de técnicas destinadas a engañar a los buscadores Google, Yahoo, Bing, etc. con el fin de obtener resultados provechosos para quien lo hace en los resultados de búsqueda SERP. La mayoría de las veces mejorando su posicionamiento en buscadores para las palabras clave trabajadas. A los que usan este tipo de técnicas se les denomina black hatter.

Características del BLACK HAT SEO: 

  1. Desafían las normas y reglas que proponen los buscadores.
  2. Interrumpen la navegación de los usuarios por las técnicas utilizadas.
  3. Páginas desordenadas, con muchas palabras visibles sin sentido para el usuario.
  4. Posibilidad de malware en el sitio web.

Los buscadores por su parte avisan las penalizaciones que pueden sufrir los sitios web y webmasters por el uso de estas técnicas para mejorar los rankings en los buscadores.

TÉCNICAS DE BLACK HAT SEO

Keyword Stuffing

Esta técnica de Black Hat SEO es la más utilizada de todas y, desde luego, una de las más fáciles de detectar por parte de Google. El Keyword Stuffing consiste en repetir la palabra clave que desees posicionar un número exagerado de veces para que así el buscador otorgue más coincidencias de dicho elemento en los buscadores y así aparecer en posiciones más adelantadas.

Sin embargo, esta práctica está fuertemente penalizada por el servidor (como veremos más adelante) por lo que se recomienda evitarla y directamente escribir la palabra clave que se desea posicionar entre un 3% y un 7% en proporción al resto del texto del artículo.

Cloacking

A pesar de que este modo de operar de las páginas webs está cayendo en desuso (por convenientes actualizaciones de Google que cada vez penalizan más esta infracción) lo cierto es que el “cloacking” sigue siendo uno de los métodos más comunes y fáciles de realizar de Black Hat SEO.

Este término significa literalmente “encubrir” y no es más que eso. Consiste en decirle al motor de búsqueda que estás ofreciendo una cosa cuando realmente estás ofreciendo una muy diferente.

Por ejemplo, imaginemos que una web se dedica a vender carritos de bebés. Pues cloacking sería que en vez de posicionarse en sus palabras clave como vendedores de carritos de bebés la página pusiera “venta de coches” o “distribución eléctrica” para obtener más tráfico.

Ni que decir tiene que esta técnica empobrece la experiencia del usuario (porque lógicamente le estás ofreciendo algo que no quiere) y no se recomienda en absoluto.

Tráfico Natural Falso

Esta técnica consiste en contratar usuarios (generalmente bots) para que generen una cantidad de tráfico en la web que no se conseguiría de forma normal. Este tipo de Black Hat SEO se suele realizar programando a los bots para que actúen desde diferentes IPs y dispositivos para hacer más difícil de rastrear su existencia.

Desde luego esto se realiza para tener un mejor posicionamiento ya que las páginas con más tráfico están mucho más visibles en los buscadores. Sin embargo, el tráfico natural falso también es detectable, ya que el número de visitas a veces difiere enormemente del número de interacciones de la propia página por lo que esto puede servir como indicador a Google para detectar esta práctica.

Texto Oculto

Posiblemente la más vieja de todas las técnicas de Black Hat SEO y de las que peor funcionan a día de hoy. Como su propio nombre indica consiste en saturar con las palabras clave un cuadro de texto en concreto para luego escondérselo al usuario y así no entorpecer su experiencia. Esto se consigue usando capas de encriptación para que el usuario no pueda acceder o directamente poniendo dicho cuadro de texto del mismo color que el fondo para que pase desapercibido.

Este método es similar al “Keyword Stuffing” solo que disimulando un poco más las intenciones. Sin embargo, hoy en día buscadores como Google tienen bastante fácil detectar este tipo de fraude SEO y penalizarlo.

Texto oculto

Compra de Enlaces y Granja de Enlaces

La compra de enlaces consiste en obtener enlaces para que se pueda acceder a tu página desde otras webs y así mejorar dos factores muy útiles para el posicionamiento SEO. Estos son el “Page Rank” (el cual mide la autoridad web que se tiene) y el otro es la “Autoridad MOZ” (el cual mide el prestigio de la web).

Con la compra de enlaces estos marcadores se disparan a costa de realizar ese juego sucio en lo que a SEO se refiere.

Por su parte, las granjas de enlaces es lo mismo que la compra, pero creando redes de enlaces mucho más estructuradas y que tiene el mismo fin que el punto anterior. Además, este método genera tráfico de forma artificial entre estos enlaces.

A día de hoy este método es más fácil de detectar que antaño, pero aun así se mantiene en funcionamiento en algunas páginas web.

SEO Negativo hacia la Competencia

Este método no solo es directamente el menos ético, sino que roza la ilegalidad. Consiste en aplicar las técnicas anteriores de Black Hat SEO, pero no hacia tu propia web, sino hacia la de la competencia para que los buscadores la penalicen lo máximo posible.

Las empresas que realizan este tipo de práctica además se aseguran de que estén hechas de la peor forma posible para que Google lo tenga aún más fácil a la hora de detectar dichas prácticas fraudulentas.

Cabe destacar que Google hoy en día afirma saber detectar cuando a una empresa le están realizando SEO negativo.

PENALIZACIONES DE GOOGLE

¿En qué consiste una penalización de Google?

Pasa en todos los ámbitos, si incumples las normas por fallo, errata o premeditadamente, vas a ser penalizado.

Si cometes una falta en futbol te sacarán amarilla y si te saltas un semáforo en rojo podrán ponerte una multa.

En el mundo digital pasa lo mismo, si incumples las normas de Google aplicando alguna de las técnicas anteriormente mencionadas de Black Hat SEO para mejorar tu posicionamiento, serás penalizado.

Si el tráfico de tu web ha sufrido una caída repentina y tu clasificación en los ránkings ha disminuido, ya te lo adelantamos, has sido sancionado.

Es simple, cuando te saltas las normas, hay represalias.

Penalizaciones de Google

¿Cuáles son las sanciones de Google?

En el caso de que tu página web no siga las directrices de Google (el cual modifica y mejora sus algoritmos continuamente para que todos los sitios web tengan el posicionamiento que se merecen), podrías recibir un castigo.

Ese castigo dependerá por un lado de la gravedad de la infracción, del volumen de irregularidades que haya generado y de su influencia en el desempeño de la web.

Las posibles sanciones por Black Hat SEO serían entonces:

  • La reducción del tráfico orgánico procedente de Google, bien porque la sanción haya sido la caída de 30, 50 o hasta 950 posiciones en el ranking.
  • La pérdida de visibilidad para alguna o todas las palabras clave.
  • La desaparición por su nombre del dominio para el buscador.
  • La expulsión de Google (desindexación)

 

¿Cómo reconocer que hemos sido penalizados?

Existen 2 tipos de “notificación” por parte de Google, el manual y el automático.

En el primer caso, recibirías una alerta explicando las razones, y en el segundo, el bot aplicaría el castigo sin dar muchas explicaciones.

En la mayoría de los casos, Google informa a través de un mail o a través de la consola de búsqueda.

OTROS TIPOS DE POSICIONAMIENTO SEO

Además de las formas de posicionamiento que hemos comentado, existen otros métodos para mejorar nuestra posición en el buscador de Google. Previamente, hemos estado comentado diferentes técnicas de Black Hat seo, es decir, técnicas de SEO que Google considera punitivas, por lo que a continuación, estudiaremos el opuesto del Black Hat SEO, el White Hat SEO, y el hibrido entre ambas técnicas, Grey Hat SEO.

Otros tipos de posicionamiento SEO

¿Qué es White Hat SEO?

De forma resumida, el White Hat SEO es el posicionamiento SEO obtenido de acuerdo con las directrices de indexado de Google. El White Hat emplea las técnicas que cumplen las normas de calidad de los buscadores online como Google.

Muchos expertos en posicionamiento online afirman que esta forma es mucho más eficiente, ya que esta estrategia se basa en obtener tráfico de calidad y no está a la merced de que Google determine que sus prácticas son ilícitas y le tumbe su sitio web o penalice sus búsquedas a la página. Existen múltiples técnicas de White Hat SEO:

  • Optimización OnPage:

Esto es la optimización de todas las páginas dentro de nuestro sitio web. Es decir, ofrecer en cada página un contenido exclusivo y único, que aporte valor al usuario y que sea comprensible para Google a la hora de indexarlo.

Incluye estrategias como la búsqueda de keywords, la optimización de la velocidad de carga, etc.

  • Contenidos, pero de calidad

Como ya sabemos, es importante llenar nuestra web de contenidos para que los usuarios puedan consumir. Pero para conseguir el mejor posicionamiento, debemos crear material de gran calidad, útil, y debe de publicarse de forma periódica.

Así, conseguiremos enlaces naturales a nuestro sitio, mejorando así su puesto en Google. La clave en este proceso es la paciencia, pero los beneficios no solo se verán en el tráfico a tu sitio web. Mejorar el contenido supondrá una clara mejora en la imagen y el valor de la marca, y estos beneficios se mantendrán en el largo plazo

  • Los links

Los enlaces naturales será la mejor forma de atraer el tráfico a tu sitio. Estos enlaces conectarán nuestra página con otros sitios web, lo que facilita enormemente la tarea del motor de búsqueda de Google.

Es por ello por lo que muchos analistas SEO recomiendan que se sigan estrategias que no busquen el simple spameo de links, sino que se opta por crear links de gran calidad que posteriormente los usuarios compartan de forma orgánica.  

  • Customer experience optimization

Si queremos atraer a nuevos usuarios, debemos primero enamorar a los que entran. Una buena forma de conseguirlo es a través de la mejora de la experiencia del usuario en nuestro sitio web. Si el usuario queda satisfecho con la experiencia en tu web, es mucho más probable que en el futuro vuelva a acudir a tu sitio.

Es por ello que invertir en mantener su sitio actualizado, siguiendo las principales tendencias del diseño web, puede ser una forma muy eficaz de mejorar el posicionamiento.

¿Qué es el Grey Hat SEO?

Después de estudiar el White y Black Hat SEO, podemos entender en que consiste esta modalidad de posicionamiento. El Grey Hat SEO usa herramientas de Black y White, moviéndose en el espacio entre ambas técnicas.

La principal ventaja de este método es que nos permite obtener los grandes beneficios de las técnicas alternativas del BHS sin correr el riesgo de que Google nos penaliza, ya que no se automatizan procesos e impide que el search engine lo pueda detectar como posicionamiento ilícito.

Algunas de las estrategias de GHS que más se emplean en la actualidad son las siguientes:

  • Compra de enlaces, pero con patrones naturales

Podemos recurrir a la compra de enlaces de forma manual. El Black Hat SEO suele usar esta herramienta, pero la gran diferencia es la forma en que estas compras se realizan. Al ser manual el proceso, Google no nos penalizará, ya que siempre estaremos indexando páginas en las que el texto ancla será completamente natural.

Así, seguiremos un proceso natural que nos facilitará la posición deseada en los motores de búsqueda tradicionales.

  • Spinning, pero original

El spinnig es otra de las técnicas más empleadas en el Black Hat SEO. Con esta técnica, empleamos contenidos originales que reutilizamos una y otra vez cambiando ciertos elementos de este para que siempre parezcan nuevos.

En el Grey Hat SEO, usamos esta técnica dándole un enfoque distinto. En lugar de usar los mismos contenidos cambiando sinónimos, el Grey Hat SEO propone la redacción de contenidos que, si bien son similares, has sido reescritos y modificados para que se transformen en contenidos nuevos, pero similares en forma y fondo a los que hemos usado previamente.

Esta es una forma más laboriosa, pero a la vez muy eficaz, de aumentar el número de palabras clave y links a destacar dentro de nuestra web.

Sombrero de black hat SEO

En definitiva, las formas de hacer SEO son profundamente variadas. Sin embargo, mediante el uso del Black Hat SEO o de otros tipos de ética dudosa no solo estás afectando a los resultados que va a tener tu contenido en los buscadores, sino que es una forma de perjudicar el propio posicionamiento que este tipo de herramientas te da. Al fin y al cabo, la comunicación de una empresa y su relación con el entorno digital debe estar ligada a los valores que la misma posee. Por lo que desde este post te recomendamos que si quieres posicionar tu marca o empresa de manera correcta en Google uses las herramientas SEO con valores y responsabilidad. ¡Los resultados hablarán por sí solos!

Post creado por:

Adriana Pedrayes, Ignacio Rodríguez, Vicente Rubira y Eduardo Zamarro.